Mario Cimarro, protagonista de ‘Pasión de Gavilanes’, se convierte en papá a los 51 años

Mario Cimarro, quien diera vida al personaje de Juan Reyes en la mítica telenovela ‘Pasión de Gavilanes’, ha debutado este miércoles en la paternidad con el nacimiento de la pequeña Briana, fruto de su sólida relación con la modelo Bronislava Gregusová.Los dos enamorados llevaban días compartiendo con sus seguidores la emoción que les invadía ante la inminente llegada de su primer bebé, y ahora ambos han confirmado emocionados que la niña ya se encuentra con ellos.

«Briana, tú también harás los días brillar… y el corazón del tiempo sin medida, medirse a sí mismo en tu luz. 31 agosto 2022. ¡Gracias infinitas a los doctores y y enfermeras que nos acompañaron en el nacimiento y a ustedes que nos mandaron su cariño y buenos deseos desde la distancia!», ha escrito el también protagonista de la serie ‘Gata Salvaje’ en sus redes sociales para dar la noticia y celebrar su estreno como padre con todos sus fans. El apuesto intérprete inicia así una ilusionante etapa familiar a sus 51 años, aunque cualquiera diría que ya ha entrado en su sexta década vital a tenor de su jovial aspecto y trabajada musculatura. 

Su hasta ahora semidesconocida pareja es una modelo eslovaca de 30 años, 21 menos que el actor. Gregusová se dio a conocer en su país natal al convertirse en una de las finalistas en la edición de 2015 del concurso de belleza Miss Eslovaquia. Fue Mario el que reveló públicamente el inicio de su historia de amor con la modelo, hace ya tres años, en medio del programa de televisión en el que colaboraba como miembro del jurado, ‘Baila conmigo’. El actor aseguró, con total convencimiento y una comprensible sonrisa de felicidad, que creía haber encontrado en Bronislava a la mujer de su vida.

Desde entonces, los perfiles sociales del astro televisivo no han dejado de llenarse de románticas estampas que dejan patente la estabilidad de su noviazgo, que ahora ha alcanzado un nuevo nivel con el nacimiento de su primer retoño en común. «Llega un momento, después de buscar a fondo tu alma, mirar, viajar, hablar mirando a los ojos, para parar, meditar y celebrar, para comprometerse, especialmente si ella dice que sí», escribía poco después de unas idílicas vacaciones en las cataratas de Iguazú para dejar entrever su deseo de volver a casarse.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s